0

Fecha de la disolución del régimen de gananciales

La fecha de la disolución del régimen de gananciales será el de la sentencia de separación o divorcio si no es recurrido en apelación este pronunciamiento

régimen gananciales

Es verdad que la jurisprudencia, en algunas ocasiones particulares realmente excepcionales, ha atenuado el rigor literal del momento fijado en los artículos 95 y 1392-3º del Código Civil , retrotrayéndolo a otro anterior más acorde a la realidad social y el principio ético de la buena fe (arts. 3.1 y 7), o la pérdida del fundamento de la existencia de dicha sociedad, en atención a las circunstancias concretas de verdadera separación de hecho (ruptura irreversible y no mera interrupción de la convivencia), seria, prolongada y demostrada, y siempre que los bienes en cuestión se hayan adquirido con caudales propios o generados con su trabajo o industria a partir del cese de aquella convivencia, especialmente cuando al cabo de muchos años varía sustancialmente la fortuna de uno u otro.

La sentencia del Tribunal Supremo de 27/2/2007 indicó que la fecha de la disolución  del régimen de gananciales era la establecida en la sentencia de separación o divorcio, conforme al artículo 95 del Código Civil , y rechazó la del auto de medidas provisionales al no determinar los artículos 102 a 104 del Código Civil ni en particular la regla del 103.4 la extinción de dicho régimen sino que lo que en realidad señala es su continuación, a pesar de la interposición de la demanda y está destinada a proteger los intereses del cónyuge que no tenga la administración de estos bienes.

A su vez la STS de 28/5/2008 decidió que la firmeza de la sentencia de separación no se produjo hasta la sentencia de la Audiencia dictada en apelación, por lo que los efectos que la sentencia produce en relación a la disolución del régimen vienen referidos a la sentencia firme de separación matrimonial, tal como establecen de forma expresa los artículos 95.1, 1392.3 y 1394 Código civil. Pero es importante destacar en estas sentencias señaladas, que tanto el inicio del proceso como la sentencia dictada por la Audiencia Provincial recurrida en casación y los preceptos citados del Código civil eran anteriores a la entrada en vigor de la Ley de Enjuciamiento civil 1/2000 (que es la actualmente aplicable).

         ¿Que cambio ha producido la LEC?

La actual LEC 1/2000 en su artículo 774.5, dispone: “Los recursos que, conforme a la ley, se interpongan contra la sentencia no suspenderán la eficacia de las medidas que se hubieren acordado en ésta. Si la impugnación afectara únicamente a los pronunciamientos sobre medidas, se declarará la firmeza del pronunciamiento sobre la nulidad, separación o divorcio.

Con base en el cambio operado por el artículo 774.5 LEC hay que llegar a la CONCLUSION de que actualmente, si el pronunciamiento judicial principal de separación o divorcio de la sentencia de primera instancia no es recurrido en apelación sino solo las medidas personales o patrimoniales, dicha sentencia ganará firmeza en cuanto a la separación o divorcio con todas sus consecuencias y efectos legales, incluido el disolutorio o extintivo del régimen económico matrimonial de gananciales indicado en los artículos 95 y 1392 del Código Civil .

Filed in: FAMILIA, NOTICIAS Tags: , , , , , , , , , ,

Related Posts

Leave a Reply

Submit Comment

© 2018 Abogado por Telefono. All rights reserved. XHTML / CSS Valid.
Proudly designed by Theme Junkie.