0

Recuperar la vivienda en alquiler

Conozca los requisitos para recuperar la vivienda en alquiler por necesitad del dueño o sus familiares.

Recuperar la vivienda en alquilerComo sabeis,  la ley de arrendamientos urbanos 29/1994 que se aplica a los contratos de alquiler suscritos a partir del 1 de enero de 1995 hasta el 5 de junio de 2013, ha sido modificada por la Ley 4/2013, que será aplicable a los contratos que se suscriban a partir del 6 de junio de 2013.

Lo anterior es muy importante puesto que dependiendo de la fecha del contrato sabremos la ley que le es aplicable. Vamos a sintetizar las diferencias que una y otra ley establecen para que el arrendador o propietario pueda recuperar la vivienda en alquiler cuando tiene necesidad para volver a vivir en ella.

     A) Contratos suscritos entre el 1.01.1995 y el 5.06.2013 (Ley 29/1994):

1.- El art. 9 de la LAU 29/1994 establece que el arrendador podrá recuperar la vivienda entregada en alquiler cuando al tiempo de la celebración del contrato de arrendamiento, se haya hecho constar de forma expresa que no procederá la prórroga obligatoria del contrato si el arrendador necesita ocupar la vivienda arrendada para sí antes del transcurso de cinco años para destinarla a vivienda permanente o para sus familiares en primer grado de consanguinidad o por adopción o para su cónyuge en los supuestos de sentencia firme de divorcio o nulidad matrimonial.

2.– Si no se ha hecho constar en el contrato esa posibilidad de recuperar la vivienda por necesidad, el arrendatario podrá continuar en el uso de la vivienda hasta CINCO AÑOS.

3.- Si transcurrido tres meses a contar de la extinción del contrato o, en su caso, del efectivo desalojo de la vivienda, no hubieran procedido el arrendador o sus familiares en primer grado de consanguinidad o por adopción o su cónyuge en los supuestos de sentencia firme de divorcio o nulidad matrimonial a ocupar esta por sí, según los casos, el arrendador deberá reponer al arrendatario en el uso y disfrute de la vivienda arrendada por un periodo de hasta cinco años, respetando, en lo demás, las condiciones contractuales existentes al tiempo de la extinción, con indemnización de los gastos que el desalojo de la vivienda le hubiera supuesto hasta el momento de la reocupación, o indemnización, a elección del arrendatario, con una cantidad igual al importe de la renta por los años que quedaren hasta completar cinco, salvo que la ocupación no pudiera tener lugar por causa de fuerza mayor.

     B) Contratos suscritos a partir del 6.06.2013 (Ley 4/2013):

A partir del 6.06.2013, el art. 9 que regula la recuperación de la vivienda por necesidad ha quedado modificado por la Ley 4/2013, destacando los siguientes cambios:

1.- Si la duración del contrato es inferior a TRES AÑOS, el inquilino tiene derecho a que se prorrogue el contrato por plazos anuales hasta un máximo de tres años.

2.- No procederá la prórroga obligatoria del contrato si, una vez transcurrido el primer año de duración del mismo, el arrendador comunica al inquilino que tiene necesidad de la vivienda arrendada para destinarla a vivienda permanente para sí  o para sus familiares en primer grado de consanguinidad o por adopción o para su cónyuge en los supuestos de sentencia firme de divorcio o nulidad matrimonial.  La referida comunicación deberá realizarla al arrendatario al menos con DOS MESES de antelación a la fecha en la que la vivienda se vaya a necesitar y el arrendatario estará obligado a entregar la finca arrendada en dicho plazo si las partes no llegan a un acuerdo distinto.

3.- Si transcurrido tres meses a contar de la extinción del contrato o, en su caso, del efectivo desalojo de la vivienda, no hubieran procedido el arrendador o sus familiares en primer grado de consanguinidad o por adopción o su cónyuge en los supuestos de sentencia firme de separación, divorcio o nulidad matrimonial a ocupar esta por sí, según los casos, el arrendador podrá optar, en el plazo de treinta dias, entre ser repuesto en el uso y disfrute de la vivienda arrendada por un periodo de hasta TRES AÑOS, respetando, en lo demás, las condiciones contractuales existentes al tiempo de la extinción, con indemnización de los gastos que el desalojo de la vivienda le hubiera supuesto hasta el momento de la reocupación, o ser indemnizado por una cantidad equivalente a una mensualidad por cada año que quedara por cumplir hasta completar tres, salvo que la ocupación no pudiera tener lugar por causa de fuerza mayor.

     Resumen:

A partir de la Ley 4/2013 ya no es obligatorio que se haga constar expresamente en el contrato de arrendamiento que el dueño puede recuperar la vivienda por necesidad para que pueda ejerce este derecho cuando transcurra un año de vigencia del contrato.

     Otras noticias relacionadas que te pueden interesar:

Divorcio de los inquilinos.

Cambios en la duración del alquiler de viviendas.

Recuperar la vivienda por causa de necesidad.

Filed in: ARRENDAMIENTOS Tags: , , , , , , , , ,

Related Posts

Leave a Reply

Submit Comment

© 2017 Abogado por Telefono. All rights reserved. XHTML / CSS Valid.
Proudly designed by Theme Junkie.